Hardware Software

Zowi I | ¿Qué es y por qué tiene mucho potencial?

La tecnología no ha parado de avanzar en los últimos años, y los usuarios hemos ido viendo cómo multitud de aparatos nuevos llenan nuestras casas. Los smartphones y los ordenadores son lo más habitual, pero a día de hoy no son los únicos dispositivos inteligentes que tenemos a nuestro alrededor. Entre otros muchos, la robótica cada vez tiene un papel más relevante, y también quiero centrarme en un ámbito que me parece realmente importante: la educación. Por eso, hoy quiero empezar a hablaros de Zowi, un robot de la marca española BQ que tiene bastante que decir. ¡No te lo pierdas!

Robótica, un campo con mucho potencial

Si soléis ver el canal Odisea, seguro que más de una vez os habéis topado con alguno de los programas de robótica que emiten. No son pocos los laboratorios y departamentos de investigación que dedican tiempo y dinero a explorar y empujar los límites actuales de este campo, publicando periódicamente sus avances: robots de rescate, bípedos que caminan y se equilibran solos y, en definitiva, prodigios tecnológicos que buscan suplir o complementar las carencias de los humanos.

No obstante, esa clase de experimentos queda bastante lejos del día a día de la mayoría de nosotros. Y aunque es innegable que molan, yo creo que la gracia está en los proyectos más cercanos de los que podamos formar parte.

Juntar esta premisa con el ámbito educativo resulta en proyectos realmente interesantes, donde con -relativamente- poco dinero y -relativamente- poco esfuerzo, se pueden crear actividades muy chulas para los más pequeños de la casa. Y no me refiero sólo a aquellas que les introduzcan en este mundo; me refiero a entender la robótica como un medio que permita conseguir un fin, que en este caso es la enseñanza. Casi nada.

¿Qué es Zowi?

Zowi es un robot de la marca española BQ, pensado para “enseñar a los niños que la tecnología puede ser transparente, cercana y divertida”. No obstante, y como en su página ya está más que explicado, voy a dejar aquí cuál es la presentación de este dispositivo tecnológico:

Te presentamos a un simpático robot con una misión: enseñar a los niños que la tecnología puede ser transparente, cercana y divertida. Es un juguete, pero también un ecosistema educativo con un largo recorrido didáctico. Además es un robot libre: tanto su diseño físico como su programación y su app están a disposición de cualquiera que quiera entenderlo y modificarlo.

Básicamente, es un robot controlable por bluetooth mediante una aplicación Android, desde la que se puede interactuar con él haciéndolo caminar, pintar bocas, etc. También puede funcionar de forma autónoma, ya que tiene un programa cargado en la placa base que le permite hace bailar, detectar obstáculos o detectar sonidos.

Sin embargo, esto no es lo más interesante, ni el motivo por el que estoy escribiendo este artículo. Como podéis leer en la descripción de la propia compañía, Zowi es un robot libre, u open source. Es decir, se pueden consultar, obtener, modificar y mejorar todos los aspectos del mismo, desde el software hasta el hardware. Y como la placa base no deja de ser un Arduino modificado por BQ, esta labor se hace razonablemente llevadera.

De hecho, es perfectamente posible construir un clon de Zowi -al que yo llamaría Roy Batty, o Rowi- desde 0. Siempre y cuando tengáis a vuestra disposición una impresora 3D -que es una limitación importante- para crear el chasis. Con esto, y adquiriendo el conjunto de piezas que le permiten funcionar -placa, servos, sensores-, se pueden ensamblar todos los componentes para, a continuación, cargar el código disponible en Github. Sin duda, sería un proyecto DIY bastante chulo.

No obstante, si sentís curiosidad o si os gusta la propuesta, os recomiendo echarle un vistazo a su página web, donde encontraréis información mucho más detallada.

Vale, ya sé lo que es Zowi. ¿Cuál es el plan?

Después de esta laaarga introducción, toca aclarar a dónde quiero llegar: Zowi de base está bien. Funciona como debe y puede proporcionar un buen rato, pero la aplicación tampoco permite mucho más; sin embargo, y como os comentaba antes, absolutamente todo lo necesario para ir un paso más allá es público y gratuito, ampliando enormemente las posibilidades existentes. Tener una placa Arduino le otorga un potencial tremendo, y seguro que alguno considera interesante aprovecharlo.

En mi caso, y como parte del Trabajo Fin de Máster, he tenido que ahondar bastante en su modo de funcionamiento -y sigo haciéndolo-, y mi objetivo es personalizar por completo su comportamiento. Por lo tanto, voy a desmenuzar tanto su hardware como su software, para que si por algún casual estáis buscando una guía para iniciaros en esto, tengáis algo que tomar como referencia.

Los primeros capítulos serán más bien introductorios, explicando cómo programar Zowi de forma sencilla usando Bitlock, y explicando qué componentes utiliza. Más adelante, profundizaré más en el código base, analizando cómo funciona cada uno de ellos y evaluando posibles ampliaciones de hardware. Así que ya sabéis, ¡estad atentos!

Marco

Marco

Ingeniero de Telecomunicaciones, estudiante y usuario de Android desde el HTC Magic. Muy crítico con todo lo que pruebo, ¡hay quien me llama hater!
Marco
¡Comparte!
Advertisment ad adsense adlogger