Reviews Smartphones

REVIEW | Meizu M5

En los tiempos actuales, donde los terminales más altos de gama copan todos los focos mediáticos, no debemos olvidar que la mayoría de ventas de smartphones en el mundo corresponden a las gamas medias y bajas. Meizu lo sabe y la opción más económica de su catálogo, el M5, ofrece unas interesantes prestaciones dado su reducido precio.

Caja y contenido

Dentro de la habitual caja blanca de Meizu, lo primero con lo que nos topamos es con el propio terminal. En segunda instancia, un sobre tipo libro que contiene la herramienta extractora de las bandejas SIM/microSD y los manuales deja paso al cargador y al cable microUSB. Ambos bien presentados en sendas cajas individuales.

Aunque ya viene siendo costumbre que los fabricantes dejen de incluír auriculares, en este caso su ausencia es totalmente comprensible al tratarse de un terminal económico.

Diseño y dimensiones

Si nos pusieran delante este terminal y no nos dijeran a qué marca pertenece, al momento sabríamos que es un Meizu. Los dispositivos de la firma china guardan, en su conjunto, un diseño diferencial y reconocible a primera vista. No obstante, otros podrían confundirlo con un iPhone 5C ya que, sobre todo en la parte frontal, se asemejan profundamente.

El plástico no siempre es sinónimo de baja calidad o mala contrucción. Un buen ejemplo de ello lo vemos en este M5. A pesar de estar fabricado en policarbonato en su totalidad, se siente robusto y consistente, haciéndonos olvidar aquellos crujidos y malas sensaciones de otros móviles de esta gama en otros tiempos. El tacto agradable de su trasera y la elegancia en el modelo de color negro, contrasta con la facilidad con la que se le quedan adheridas las huellas dactilares. Por lo demás, los bordes redondeados hacen sencilla la tarea de manejarlo o llevarlo en el bolsillo sin dificultad alguna. Hablando de redondeces, el cristal curvado 2.5D no es muy notable en este caso, haciendo que la transición de nuestro dedo entre la pantalla y el chásis sea algo tosca.

En cualquier caso, la primera sensación que nos trasmite en su primer uso es la ligereza, 138 gramos de peso para un terminal de 5,2 pulgadas es algo que se agradece. Si a ello le añadimos unas dimensiones de 147,2 x 72,8 mm y un grosor de 8 milímetros hacen que la experiencia al sostenerlo sea satisfactoria pese a no contar con unos marcos especialmente aprovechados.

Tanto el conector microUSB, el jack de 3,5mm así como el altavoz principal se encuentran el canto inferior. Al continuar el repaso físico de rigor vemos los botones de volumen y bloqueo/desbloqueo en la parte derecha dejando en el otro margen la bandeja que puede contener dos tarjetas SIM o una SIM y una microSD. No hallamos ninguna sorpresa en el frontal ni en la trasera. Tanto las cámaras, el led notificaciones y el botón de home/lector de huellas están en el lugar habitual. Lo único destacabale en este aspecto sería la ausencia de un micrófono de cancelación de ruido para las llamadas.

Pantalla

Meizu se ha decantado por un panel estándar para no subir el coste total del terminal. Como no podía ser de otra manera, IPS son las siglas que determinan la tecnología de la pantalla. Sin embargo, habituados a un tamaño más comedido en esta gama, han apostado por una diagonal de 5,2 pulgadas y resolución HD.

La impresión general que nos llevamos de esta pantalla es correcta. Podemos apreciar colores naturales y buen constrate. Nos gustaría que los negros fuesen más puros pero ya conocemos las bondades y debilidades de las IPS. Lógicamente, los 282 píxeles por pulgadas se hacen escasos en ocasiones aunque serán suficientes para la mayoría de usuarios a los que va destinado este M5. En todo caso solo en textos de pequeño tamaño o en algunas imágenes notaremos falta de nitidez.

Quizá su punto débil tenga que ver con una escasez de brillo una vez lo sacamos a la calle con luz directa. A pleno sol será casi imposible divisar lo que aparece en pantalla. Ahí, por poco que inclinemos el terminal, los ángulos de visión, que en interiores se comportan correctamente, serán nulos.

Hardware y conectividad

Teniendo en cuenta su precio, sabemos que en este apartado no habrá demasidas sorpresas. Contamos con un procesador de MediaTek, el MT6750 con 8 núcleos y una frecuencia de 1,5 GHz. Además, 2GB de memoria RAM y la Mali-T860 formarán el músculo del M5. El almacenamiento tampoco es para demasidos alardes, 16GB expandibles, eso sí, mediante tarjetas microSD hasta 256GB. Destacar que nos quedarán entre 9GB y 10GB disponibles para el usuario. Al igual que su hermano mayor el MX6, si queremos expandir este almacenamiento, no tendremos disponible la opción de dualSIM ya que el slot es compartido.

En la parte frontal, encontramos un botón físico que hará las funciones de lector de huellas. Cumple con lo que promete y aunque no es ni el más rápido ni el más eficaz, se agradece su inclusión.

Ausencias esperadas en la conectividad. No vemos rastro del chip NFC ni de la Radio FM. De lo que sí podemos disfrutar es de 4G LTE, Wi-Fi, Bluetooth 4.0 y GPS con GLONASS. La carga y transferencia de archivos tendrá que ser mediante microUSB, al no implementar el nuevo estándar USB-C. Tanto el GPS como las conexiones inalámbricas funcionan de manera óptima, como cualquier otro terminal del mercado.

Software y rendimiento

Las capas de personalización de los fabricantes chinos siempre son motivo de controversia. Mientras unos las defienden a capa y espada, a otros no les gustan en absoluto. De lo que no cabe duda es que en su aspecto apenas se asemejan a Android puro, siendo muy intrusivas. Lo primero que llama la atención de Flyme OS en un primer vistazo es la ausencia de cajón de aplicaciones además de unas animaciones atractivas. Gracias a ellas la intefaz da una sensación de fluidez total.

Como la mayoría de usuarios bien saben, en los terminales de Meizu la navegación se ve modificada. Un solo botón físico central hará las funciones de atrás al tocarlo de manera capacitiva y la función de Home si lo pulsamos en su totalidad. Puede parecer un poco extraño al principio pero todo es acostumbrarse.

A la multitarea se accede haciendo un deslizamiento desde el marco inferior hacia la parte superior de la pantalla. Los 2GB de RAM se pueden quedar cortos si somos de los que acostumbramos a tener varias aplicaciones abiertas de manera simultánea. Para gestionar mejor esta memoria el propio sistema cierra algunas aplicaciones en segundo plano si no las usamos un rato, estropeando así un poco la experiencia de pasar entre una aplicación y otra.

Otro aspecto del software que debemos comentar es la existencia de algunas aplicaciones preinstaladas, entre ellas un kit de herramientas, un apartado de seguridad y varios juegos. La parte negativa es que para descargar los servicios de Google, hay que acceder a un repositorio ya instalado llamado HotApps. No resulta nada preocupante pero quizá sí algo engorroso de cara a la gestión inicial del terminal.

Para un uso básico el M5 será suficiente para la mayoría de las tareas pero no debemos exigirle demasiado ya que no está preparado para ello. En la interfaz se mueve con bastante soltura pero apreciamos algún pequeño lag y tirón aleatorio. También se puede jugar sin complicaciones a la mayoría de juegos de Google Play aunque lógicamente en los más exigentes notaremos unos tiempos de carga mayores a lo habitual y alguna caída de frames.

Audio

En este rango de precios consideramos que lo más importante no es tanto la calidad del audio, sino que su volumen sea alto. El altavoz situado en el canto inferior cumple con este propósito escuchándose lo suficientemente fuerte. La calidad no es nada del otro mundo y distorsianará si lo llevamos a los más altos volúmenes.

Cámaras

El apartado fotográfico estará marcado por el precio, ya que los apartados multimedia suelen verse afectados por este factor. El sensor trasero de 13MP con apertura f/2.2 captará buenas instantáneas en exteriores y condiciones favorables de luz. Quizá se echa de menos algo más de detalle en algunas capturas y, sobre todo, su procesado de imagen posterior se podría mejorar.

De noche y en interiores aparece el grano al intentar compensar la falta de iluminación, no obstante algunas fotografías son salvables, cosa que no ocurre con otros terminales similares.

P70409-174849
« 1 de 10 »

Dentro de la aplicación de cámara, además de los típicos modos HDR o macro, tenemos disponibles un modo manual completo y la posibilidad de grabar vídeo en cámara lenta. Por otra parte, ya que aún no lo hemos comentado, la calidad de los vídeos es normal con una resolución máxima de FullHD.

Los 5MP de la cámara frontal no dan para demasiado, podremos sacar unos selfies pasables y grabar vídeo en HD.

Batería

Como ya comentábamos, una de las bondades de Flyme es la gran eficiencia energética que llega a conseguir. Si a ello le sumamos una resolución de pantalla justita, un procesador de MediaTek no muy potente y una batería de 3.070 mAh obtenemos una autonomía notable.

Ya que el propio Flyme OS no permite ver detalles más allá de las últimas 12 horas, no podemos concretar con exactitud cuántas horas de pantalla nos ha llegado a dar. Lo que sí se puede afirmar es que con un uso normal podremos estirar esta batería hasta los dos días. No obstante, si le exigimos más o jugamos a juegos de grandes gráficos, la carga diaria será necesaria. Por supuesto, tampoco hay rastro de ningún tipo de carga rápida.

Conclusión y precio

Las comparaciones son odiosas y al dar a conocer su precio de 169€ muchos pensaréis en terminales de otras firmas chinas que rondan este valor. Lo que hay que entrar a valorar si resides en España es que está disponible en la tienda oficial de Meizu, la cual te otorgará un rápido envío además de soporte y garantía de dos años.

El Meizu M5 se nos antoja destinado a aquellos usuarios que no exijan demasiado a sus terminales y que quieran disfrutar de unas características solventes y una buena duración de batería a un precio razonable.

Meizu M5

5.6
Diseño:
6
Pantalla:
5
Hardware:
4.5
Conectividad:
6
Software:
6
Rendimiento:
4.5
Audio:
5
Cámaras:
4.5
Batería:
7.5
Precio:
7

Diego
Sígueme en

Diego

Redactor at Just Unboxing
Fanático de todo lo que tenga que ver con la tecnología, especialmente de Android.
Diego
Sígueme en

Latest posts by Diego (see all)

¡Comparte!
Advertisment ad adsense adlogger