Otros Reviews

REVIEW | Altavoz Anker A7908

Anker es una empresa que fabrica diferentes productos tecnológicos. Desde cables hasta powerbanks, pasando por accesorios para el coche y altavoces Bluetooth. En el campo de estos últimos se encuentra el A7908, un aparato que además de ofrecer una buena calidad de sonido y una excepcional autonomía, hace las veces de manos libres. Y además es muy cómodo de transportar. Pero vayamos por partes.

Caja y contenido

La caja de cartón donde viene el altavoz, al igual que éste, es contenida en tamaño. Nada más abrirla, un “Gracias por elegir Anker” nos da la bienvenida, y es que se nota el cuidado de los detalles desde el primer momento por parte de del fabricante. Junto a la clásica guía de inicio rápido, una tarjeta nos pregunta si estamos “Happy” o “Not happy”, detrás de cada cual se nos ofrecen algunos tips para disfrutar más del aparato o para ponernos en contacto con el servicio técnico si se diera el caso, respectivamente. Como decía, son estos pequeños añadidos los que en muchos casos marcan la diferencia.

Debajo aparece el altavoz, el verdadero protagonista de estas líneas. Se encuentra perfectamente envuelto en una bolsa de plástico, junto a una pequeña cajita que incluye un cable Jack macho en sus dos extremos, un cable USB/microUSB de esos que a buen seguro tendremos a cientos por los cajones que hará las veces de cargador y que no obstante nunca viene mal tener uno más y, ojo al dato, una funda de terciopelo con la que proteger el dispositivo en los más que probables paseos que le demos.

Simple, pero cuidadoso, esos serían los adjetivos que mejor describirían, bajo mi punto de vista, el modo en que se nos presenta este dispositivo.

Diseño

El Anker A7908 es comedido en tamaño y peso. Concretamente hablamos de 80 x 80 x 60 milímetros en cuanto al primero y en torno a los 300 gramos en cuanto al segundo. Está disponible en tres colores: negro, blanco y azul, y su tacto es realmente cómodo a la mano. Quizá sea este el punto que más me ha llamado la atención con respecto a este apartado. Es de plástico, pero con un tratamiento diferente al que estamos acosumbrados a ver. Para más señas, es similar al que incorporan algunos smartphones en sus traseras, como es el caso del Nexus 5, aunque incluso más suave. Quien haya tenido en la mano ese terminal sabrá bien de lo que hablo.

En la parte superior se encuentra la salida del audio, con lo que es el altavoz en sí mismo, junto al bajo que se encargará de realzar los graves, además del logotipo de la empresa. Y es que, como veremos a continuación, pese a lo pequeño en tamaño es capaz de ofrecer una sorprendente y buena calidad de audio. El frontal viene marcado por la luz que avisa de si está encendido o apagado y de cuando la batería pide a gritos un poco de corriente eléctrica. Debajo de él, y de arriba hacia abajo, tres botones: “más”, “play” y “menos”, justo encima del micrófono que servirá como manos libres.

En el lateral derecho están el botón de on/off y las entradas de Jack y de microUSB. Finalmente, en su parte inferior, un recuadro gomoso de una muy alta calidad hace que el altavoz se fije correctamente en la superficie en que se encuentre, evitando así que se deslice con facilidad.

Audio

Este Anker cuenta con 4W de potencia, que junto a las dos pulgadas que mide el altavoz y a la salida de graves independiente, hace que recibamos un sonido de una buena calidad, si bien probablemente no la mejor que se puede encontrar en este tipo de dispositivos, sí cumple más que de sobra. Sobre todo en los graves, donde se agradece que tenga su propio canal, pero que en ningún caso puede competir con otros altavoces mayores en tamaño (y en precio), obviamente. Y es que teniendo en cuenta el tamaño no se le puede pedir más de lo que ofrece.

Un detalle en el que destaca es en el del volumen. Es realmente alto, y a la hora de usarlo en una habitación de dimensiones normales de una casa, incluso nos sobraría. En el caso de usarlo en un evento como puede ser el de una fiesta se oiría perfectamente, por si este dato puede dar una ligera idea de hasta dónde llega el altavoz. En otros usos diarios, como el de oir música a través de él mientras se está tranquilamente leyendo, sentado al ordenador o incluso en exteriores, no hará falta ni mucho menos ajustar su volumen al máximo para recibir un buen sonido.

Otro detalle interesante es que al llevarlo a sus cotas más altas, no distorsiona, como puede ocurrir sobre todo en dispositivos de tamaño reducido como es este Anker.

Conectividad y usos

Es compatible con cualquier dispositivo Bluetooth 2.1 o superior. En el caso de las versiones más recientes, como muchos ya sabrán, el gasto de batería del teléfono o tablet que envíe el audio al altavoz es ínfimo. Una vez conectado, tiene un rango de alcance de 10 metros, que le permite seguir sonando sin problema aun estando él en una habitación y el terminal al que está asociado en otra. Además de inalámbricamente, se puede usar con el cable Jack que incorpora conectándolo, por ejemplo, a un MP3 clásico de esos que causaron furor hace algunos años.

Como decíamos, además de altavoz es manos libres. Si mientras estamos oyendo música recibimos una llamada, un tono suena por él y, tanto descolgando desde el propio teléfono como pulsando el botón de “play”, estableceremos conexión. En este caso, el rango de ésta está limitado a unos 60 centímetros, distancia tras la cual habremos de elevar la voz y nuestro interlocutor empezará a oírnos un poco mal. Para colgarla, únicamente habrá que pulsar el mismo botón.

Por último, la forma de emparejarlo a otro dispositivo es realmente sencilla. Sólo tendremos que encenderlo y, con el Bluetooth ya activado en el terminal en cuestión, darle a conectar. Y eso sólo la primera vez; las demás bastará con encender Bluetooth y altavoz y se unirán en unos pocos segundos. Además, incluso estando emparejado, si pasan 10 minutos de inactividad, él solo se apagará para ahorrar así batería.

Batería

Llegamos al que probablemente sea el aspecto de todos donde más destaca este altavoz Anker. Su batería de 2.100 mAh es capaz de ofrecer más de 15 horas de uso continuo, por lo que en la mayoría de los casos nos olvidaremos de ponerlo a cargar. Pero si por lo que sea lo estamos usando en una fiesta y la cosa se alarga, adquiriendo tintes más propios de after que de reunión, el Anker A7908 aguantará como un campeón hasta el final.

Pero en el uso normal que se le suele dar a este tipo de dispositivos, es decir, unas pocas horas de música al día, puede durar una semana perfectamente sin tener que pasar por el enchufe. Si incluso así se nos quedara corta la autonomía, se puede seguir usando sin problemas mientras se carga. Es un “don’t stop the party” en toda regla.

Conclusión y precio

Para quien busque un altavoz pequeño, manejable, que ofrezca buena calidad de audio y a un precio contenido, esta es una excelente opción. Además de los usos ya comentados, es una excelente forma de consumir contenido multimedia desde una tablet o un smartphone, como la visualización de películas, juegos o vídeos en general. Esto, junto al tamaño y a la batería que tiene, lo hacen un excelente compañero de viaje.

Se encuentra en Amazon a un precio de 50,99€, aunque en multitud de ocasiones estará rebajado a casi la mitad, variando un poco dependiendo del color que prefiramos.


Anker A7908

6.7
Caja y contenido:
7
Diseño:
7
Audio:
6
Conectividad y usos:
6
Autonomía:
8
Precio:
6

Carlos

Carlos

Redactor at Just Unboxing
Redactor.
27 años, España.
Contacto: carlos@justunboxing.com
Carlos
¡Comparte!
Advertisment ad adsense adlogger