Otros Reviews

REVIEW | Altavoces inalámbricos August WS150 y WS300

Probablemente no nos suene la marca August, y no sería de extrañar. Se trata de una firma que pone sus miras en el sector del mercado de los productos auditivos: auriculares, receptores de música, alguna que otra radio FM e incluso gorros con cascos integrados. Pero donde más destaca es en la fabricación de altavoces Bluetooth como los de esta review: los WS150 y WS300, que si bien son independientes y pueden ser adquiridos por separado, es en su conjunto donde más sentido tienen. A continuación veremos porqué.

Caja y contenido

Como decía, estos dos aparatos vienen por separado cada uno en su caja. Vaya por delante que el WS150 es el pequeño y el WS300, el grande. El empaquetado no destaca por ser especialmente cuidado ni generoso en accesorios, aunque tampoco es necesario. Encontramos los altavoces suficientemente bien protegidos, además de los clásicos papeles donde se nos explica cómo ponerlos en funcionamiento y poco mas.

Este apartado lo cierran los cables que incorporan, que no son más que uno microUSB/USB y otro Jack en sus dos extremos que usaremos para cargarlos y por si preferimos enviar el contenido auditivo de forma no inalámbrica, respectivamente.

Diseño

El diseño de estos August es uno de los puntos que más me gustaría destacar. Puede que a primera vista no parezcan un alarde de ingenio ni originalidad, y de hecho es así. Pero según van pasando los días de uso se les ve con otros ojos. Son bastante elegantes y hace que se integren bien en casi cualquier conjunto decorativo de cualquier habitación de la casa. Al ser negros no destacan mucho, y con las líneas sobrias de su construcción incluso dan un toque interesante a la mesa o repisa donde se sitúen.

Son rectangulares y tienen las partes superior y inferior de un plástico gomoso que hace que se adhieran perfectamente a cualquier superficie (aunque el polvo se queda pegado con más facilidad de la que me gustaría). La zona central, sin embargo, es de algún tipo de aleación de metal o aluminio, y es por ahí por donde sale el sonido.

Arriba se sitúan los botones de interacción (retroceso, adelante, play/pausa, menos volumen y más volumen) y algunos indicadores acerca del modo de uso seleccionado (mediante WiFi o Bluetooth), además de un botón WPS de sincronización rápida con nuestro router y el logotipo del NFC. Detrás están el interruptor de encendido y apagado, la entrada de Jack, la conexión microUSB y un slot para tarjetas microSD en el caso de la unidad pequeña y un puerto USB en la grande.

En cuanto a las dimensiones, cuentan con 180 x 56 x 69 milímetros y 0,43 kg. y 256 x 80 x 103,5 milímetros y un kilo y medio, respectivamente. Como vemos, el WS150 es bastante manejable, pequeño y fácil de transportar, mientras que el WS300 no es lo que podríamos decir un altavoz portátil; más bien está pensado para ser usado en el hogar.

Audio

Estos altavoces nos ofrecen una experiencia auditiva con mayúsculas. No en vano, poseen unas potencias de 10W y 15W (siendo siempre el de menores características el pequeño) con frecuencias que van de los 60HZ y 80Hz a los 20KHz. Esto se traduce en un muy buen audio en interiores y más que suficiente en exteriores.

En el uso independiente de ellos llenan sin problemas cualquier habitación de la casa aunque, claro está, el WS300 llega un poco más lejos. Pero si los usamos a la vez, la calidad que obtenemos es espectacular, sobre todo teniendo en cuenta el precio final. Es cierto que por separado el volumen no es el más alto del mercado, e incluso existen otros altavoces más pequeños con un nivel similar, pero en cualquier caso no supone ningún problema.

Donde verdaderamente destacan es en la nitidez del audio y la íncreible presencia de los bajos. Éstos pueden llegar a ser en ocasiones excesivos, sobre todo dependiendo de la canción, pero a personas que como yo preferimos unas canciones muy profundas en lo relativo al audio, son perfectos. En cualquier caso, nada que no se pueda solucionar con el ecualizador de nuestros teléfonos.

A modo de resumen podemos decir que pocos productos pueden competir con estos August en el mismo sector de mercado en que se mueven. Si bien encontramos altavoces con mejores especificaciones (como estos de LG que ya analizamos) suelen distanciarse también en el coste. Sin embargo, en el rango de estos August poco más hay manteniendo la misma relación calidad-precio.

Conectividad

A todas luces se trata de unos productos de gama alta, y por ello en el apartado de la conectividad también se nota. Hacen del Bluetooth su principal vía de conexión con el aparato emisor de audio (y además emparejan muy rápidamente), aunque no queda ahí la cosa. También cuenta con chip NFC con el que simplificar aún más todo este proceso y con WiFi (banda 2.4G). En el caso de este último, es indispensable para usar los dos altavoces simultáneamente gracias a la aplicación de la marca, la cual veremos a continuación.

Por último, y gracias a los puertos que incorpora a tal efecto, también podemos enchufar nuestro USB o insertar nuestra tarjeta microSD con la música almacenada y reproducirla directamente desde ahí. En todos los casos estos August se comportan perfectamente bien.

Usos y batería

El principal uso que se les puede dar al tratarse de unos altavoces es, obviamente, el de consumir contenido auditivo, aunque también sirven de excelentes aparatos de manos libres. Podemos usarlos para realizar llamadas telefónicas y la experiencia tanto para nuestro interlocutor como para nosotros mismos es muy buena. Eso sí, habremos de encontrarnos dentro del margen de en torno 10 metros de alcance (siendo esta cifra válida tanto para las llamads como para la reproducción de contenido vía Bluetooth).

En el caso de que queramos usarlos en modo conjunto, tendremos que descargarnos la aplicación correspondiente. Se trata de August Alink, y aunque no está todo lo pulida que me habría gustado, resulta indispensable para emparejarlos entre ellos y emitir una misma pista.

Dentro de ella, y de un modo muy sencillo, podremos hacer que ambos reproduzcan el canal derecho e izquierdo, o que cada uno se encargue de uno de ellos, consiguiendo diferentes experiencias. Como digo, es muy sencilla de usar y de configurar, aunque su diseño no sea del todo agradable.

Respecto a la batería poseen 2.000 mAh en ambos casos, que se traducen en muy buenas autonomías. Esto es, para los WS150 y WS300: 12 y 9 horas de reproducción continua en modo WiFi y 22 y 14 horas en modo Bluetooth o mediante cable Jack y/o tarjeta microSD/USB, respectivamente. En la práctica esto significa alcanzar la semana con un uso intenso diario sin mayores problemas, por lo que no está nada mal. Para cargarse, eso sí, el tiempo es de unas 8 horas.

Conclusión y precio

Los August WS150 y WS300 son dos altavoces pensados para ser utilizados conjuntamente, aunque para nada esto es algo que limite su uso. Tanto a la vez como de manera independiente, con estos productos se obtienen una muy buena experiencia tanto en el hogar como en exteriores, por lo que se antojan una opción interesante para quien busque un sistema de audio versátil y a un precio contenido.

A su favor tienen aspectos como el del diseño, que a priori puede no llamar mucho la atención, pero que se vuelve bastante elegante según va pasando el tiempo (al menos en mi caso). En contra, sólo se me ocurre mencionar el peso, y por fijarme en algo, pero teniendo en cuenta el uso para el que están pensados es perfectamente entendible y para nada determinante.

Finalmente, pueden ser adquiridos por unos precios que supera ligeramente los 100 euros en el caso del hermano mayor y que se queda en algo menos de 90 en el pequeño. Pueden comprarse juntos o por separado, lo cual es ideal según las pretensiones de cada usuario.


August WS150 y WS300

8.3
Caja y contenido:
6
Diseño:
9
Audio:
9
Conectividad:
10
Usos:
9
Autonomía:
8
Precio:
7

rubenban
Sígueme

rubenban

Fundador / Administrador at Just Unboxing
Confucio dijo "Busca un trabajo que te guste y no volverás a trabajar ni un solo día de tu vida".
Eso es lo que intento.
rubenban
Sígueme
¡Comparte!
Advertisment ad adsense adlogger