Noticias

¿Cómo evolucionarán los smartphones en 2017?

El 2016 ha sido un año de evolución, que no revolución, en cuanto a lo que smartphones se refiere (eso sí, exceptuando alguna característica que otra de algunos terminales como el diseño del Xiaomi Mi Mix o los módulos del Moto Z y del LG G5). Por lo demás, solamente hemos visto procesadores más potentes y eficientes, carga más rápida, mejores cámaras y alguna que otra novedad en el software, sobre todo en lo relacionado con la realidad virtual. Pero, ¿qué podemos esperar de la siguiente generación de terminales? ¡No te lo pierdas!

Adiós a los biseles

En cuanto al diseño, se espera que los principales fabricantes encuentren maneras de minimizar los biseles para fabricar mayores pantallas en cuerpos más pequeños. Desde un punto de vista práctico, biseles más delgados significa conseguir una pantalla más grande sin sacrificar la portabilidad. Desde el punto de vista estético, muchos estaréis de acuerdo en que ésto hace que el aspecto físico de un dispositivo gane valor. ¿Por qué otra cosa piensas que decenas de miles de unidades Xiaomi Mi Mix – que cuenta con una proporción insana de pantalla a cuerpo – se agotaron en cuestión de segundos?

Por supuesto, una forma es tomar un enfoque similar al de Xiaomi: una pantalla plana regular que compone la mayor parte del lado frontal del dispositivo con inteligentes trucos para ocultar cámaras y altavoces.

La otra forma es curvar la pantalla, que es probable que se vuelva todavía más común en 2017. El borde Galaxy S7, por ejemplo, da una impresión de tener menos marcos laterales debido a la pantalla de doble curva, un truco que ya hemos visto imitar en otros fabricantes. De cualquier manera, veremos pantallas más grandes en teléfonos inteligentes el próximo año, pero sin aumentar en exceso sus dimensiones.

Los procesadores Snapdragon seguirán mejorando

El Snapdragon 835 será el procesador que te hartarás de escuchar el próximo año. Presentado recientemente en asociación con Samsung, el último chipset móvil de Qualcomm será la principal fuente de energía en la mayoría de los buques insignia del próximo año. Su diseño de 10nm significa no sólo su teléfono será más potente, sino también más eficiente en términos de cómo manejará la multitarea.

Se rumorea que Samsung lanzará su propio chipset de 10nm, el Exynos 8895, que podría aparecer en algunos Galaxy S8 o Galaxy Note 8 dependiendo de la región. En cualquier caso, dado el hecho de que Snapdragon 835 está basado en la tecnología de Samsung, puede que no haya un fuerte incentivo financiero para que la compañía surcoreana evite la oferta de Qualcomm a favor de la suya.

A partir de OnePlus 3, 6 GB de RAM se convirtió en la norma en el mundo de Android. Aunque Samsung y LG no siguieron la tendencia este año con el Note 7 y V20, es probable que se unan a compañías como ASUS, ZTE, Vivo y Xiaomi en 2017.

Mi predicción es que probablemente veamos en las especificaciones “Snapdragon 835 junto con 6 GB de RAM” con bastante frecuencia el próximo año.

¿Huella dactilar o iris?

Samsung introdujo el escáner de iris con el Galaxy Note 7 este año, pero por desgracia, incluso antes de que la gente pudiera evaluar su eficacia, ese modelo falleció como todos bien sabéis. El escaneado de huellas dactilares se convirtió en el primero de Apple, y en los últimos dos años, se ha convertido en una necesidad en los dispositivos Android. Eso continuará, y los escáneres de huellas dactilares se encontrarán no sólo en los dispositivos más caros, sino también en los de gama baja.

Sin embargo, es probable que las empresas distingan sus buques insignia de gama alta de otros mediante la incorporación de un escáner de iris. En teoría, el escaneo del iris es más seguro que el escaneo de la huella digital. Sería extremadamente sorprendente ver que falta la característica de la próxima Galaxy S8, y LG está considerando la posibilidad de incorporar la tecnología en sus buques insignia el próximo año también.

Con más datos biométricos vienen los pagos móviles. Se dice que Samsung está preinstalando Samsung Pay en casi todos sus dispositivos el año que viene, y LG está aparentemente preparándose para lanzar su propia plataforma de pago móvil. Los fabricantes de equipos originales chinos también están investigando esto lentamente, como se ve con Huawei Pay y Mi Pay.

Doble cámara para un resultado el doble de mejor

El retorno de las cámaras de doble objetivo. El HTC One M8 fue el primer smartphone Android en intentar aprovechar una configuración de lente dual, pero fue una catástrofe. La tendencia regresó este año con el G5 de LG. Mientras que el G5 falló en su diseño modular, la cámara era bastante impresionante. LG utilizó la configuración para tomas de gran angular, y señaló – esta vez con más éxito – una nueva era para las cámaras de teléfonos inteligentes Android.

Huawei y Xiaomi siguieron su ejemplo. Huawei, en particular, puso dos sensores de 12 megapíxeles con uno que captura exclusivamente detalles en monocromo. En lugar de centrarse en tomas de gran angular como LG, el enfoque de Huawei fue principalmente para una mejor reproducción del color y imágenes más nítidas.

Como puedes ver, no todos los teléfonos inteligentes de doble cámara funcionan de la misma manera o con el mismo propósito, pero sea cual sea el objetivo final, 2017 verá un aumento significativo en los teléfonos Android con este tipo de configuración. Sospecho que las compañías seguirán los pasos de Apple y Huawei y ofrecerán efectos de profundidad de campo basados ​​en software, pero este efecto bokeh aparte, las lentes duales ofrecen ventajas significativas sobre una configuración convencional de una sola lente.

La realidad virtual cobrará más importancia

Google tiene Daydream. Samsung tiene las Gear VR y ha confirmado que la compañía está trabajando en un modelo de segunda generación. La realidad virtual va a ser aún más popular en 2017. Los desarrolladores de juegos ven su potencial, especialmente ahora con la PlayStation VR, y hay beneficios educativos ya testados también. Ya existen libros de texto interactivos, así como aplicaciones médicas que se aprovechan de VR.

Esto nos lleva a las resoluciones de pantalla. Actualmente, la mayoría de los teléfonos compatibles con VR tienen pantallas de 2K. Para bien o para mal, es probable que la resolución permanezca en 2K para la mayoría de modelos del año que viene. Los rumores indican que una de las variantes de la Galaxy S8 tendrá una pantalla de 4K, pero los buques insignia de la corriente principal probablemente se quedarán con Quad HD debido a problemas de batería y térmicos. A menos que sea para VR, tener una resolución de 4K dentro de una pantalla de 5 pulgadas simplemente no tiene sentido.

¿USB tipo C para todo?

Lenovo y Apple ya se han despedido de la toma para auriculares de 3,5 mm y más empresas podrían seguir su ejemplo en 2017. La nueva tendencia es el versátil puerto USB-C, tan versátil que incluso podría reemplazar el mini jack, al igual que el puerto Lighting de los iPhone.

El último rumor indica que Samsung podría abandonar el tradicional conector de 3,5 mm con el Galaxy S8 también. A pesar de que tendremos que esperar y ver, como las empresas tratan de encajar más – más batería, más pantalla, más sensores – sin sacrificar el delgado diseño del dispositivo, el conector para auriculares de 3,5 mm puede demostrar ser un obstáculo, un obstáculo que pueda suponer la muerte de la conexión para auriculares tradicional.

Y tú, ¿qué esperas ver en 2017?

Marta
Sígueme en

Marta

Redactora at Just Unboxing
Universitaria y apasionada de la tecnología. También soy fan de muchas cosas pero especialista en ninguna.
marta@justunboxing.com
Marta
Sígueme en
¡Comparte!
Advertisment ad adsense adlogger